*********************************** ***********************************

La correlación entre Bitcoin y los metales preciosos cambia durante la pandemia


Numerosos mercados financieros tienen una estrecha correlación entre ellos; esto quiere decir que los precios de uno se ven influenciados por los precios de otro.

En este caso la correlación entre el Bitcoin y los metales preciosos como el oro, platino, paladio y la plata ha cambiado durante la pandemia por seguir la misma dinámica que siguen los inversores de los mercados tradicionales; a la vista de volatilidad y de movimientos bruscos del mercado.

El caso más ejemplar y anecdótico de correlación sería el del Dólar-Oro. Cuando el oro sube de precio, el dólar baja, y viceversa. Sucede lo mismo en el caso del petróleo.

En el caso de las bolsas, la correlación del oro también es negativa; al ser utilizado como valor refugio, ve un incremento de compra en los momentos en el que la bolsa muestra unos resultados volátiles o negativos

La firma de inteligencia Blockchain CHAINALYSIS, ha sido una de las primeras empresas en notar grandes cambios en los hábitos de compraventa de Bitcoin durante el confinamiento.

Antes del Estado de alarma el Bitcoin correlacionó muy positivamente con el SP500 y con Nasdaq, índices de empresas poderosas y con gran exposición tecnológica.

La correlación se mantuvo fuerte hasta el momento en el que las bolsas comenzaron a caer consistentemente debido a las consecuencias de una recuperación tan vertical, promovida por la imprenta masiva de dinero FIAT por la reserva federal estadounidense y por la compra de bitcoin por parte de la gente que buscaba un activo refugio con mayor liquidez y usabilidad que el oro.

Estas correlaciones, no tienen una causalidad definida; no hay una razón estricta por la cual esta correlación exista.

A menudo, estas correlaciones pueden cambiar de forma brusca, y no es diferente en el caso de las criptomonedas.

Pero cuando hablamos de criptomonedas y Bitcoin en particular, la cosa se pone mucho más interesante; hemos visto cambios de correlación bastante bruscos a lo largo de 2020.

La correlación de Bitcoin a comienzos de 2020 fue positiva con las bolsas, y poco a poco fue cambiando a una correlación más positiva con el oro.

Estamos presenciando una dinámica similar a la correlación Bolsas-Oro, probablemente devenida del uso de la misma estrategia de control de riesgo que la utilizada por los inversores institucionales; los grandes números de la bolsa ahora también operan en el mercado cripto, y se traen consigo los mismos hábitos que en el antiguo campo de juego.

Al mismo tiempo, podemos comprobar cómo los diferentes índices bursátiles del mundo correlacionan de formas diferentes al bitcoin. Los índices tecnológicos y de grandes empresas, tuvieron una correlación casi perfecta al respecto de Bitcoin.

Mientras que mercados financieros como el Español, tuvieron una correlación negativa y débil, seguramente producida por una sustancial diferencia en el modelo productivo de los diferentes países que albergan dichos índices. Conforme pasa el tiempo, es probable que nos enfrentemos a otro cambio de correlación entre Bitcoin, los mercados y los metales
preciosos.


Fuente: Investing.com
Autor: David Bellido Luna, Yisel Villamizar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top